FIBROMIALGIA, para EXPLICAR la diferencia entre ENFERMEDAD AGUDA y CRÓNICA

Creo que a veces la razón por la cual la gente no entiende por qué no “no mejoramos” es porque no comprenden la diferencia entre la enfermedad aguda y la enfermedad crónica.
Si usted tiene gente así en su vida (y todos parecemos tener algunos).
¿Por qué no compartir esta información con ellos?
Agudo significa corto plazo, lo que significa que tiene un principio y un fin
Por ejemplo, la gripe, un brazo roto, un procedimiento quirúrgico, un resfriado o un dolor de cabeza se consideran agudos.
El término también puede describir algo que viene de repente y severamente, como un ataque al corazón o un derrame cerebral.
Aunque usted puede experimentar estos múltiples problemas de salud en su vida útil, ellos vienen y van.
Pueden ser curados, ya sea con tiempo y/o medicamentos.
Crónica significa que la enfermedad siempre está presente. 
Es a largo plazo y en curso.
Puede haber cosas que se puede hacer para mejorar sus síntomas, pero nunca desaparecen.
Ejemplos de enfermedades crónicas incluyen diabetes, lupus, fibromialgia, fatiga crónica, hipo o hipertiroidismo, fibrosis quística, esclerosis múltiple, artritis reumatoide, hipertensión, enfermedad celíaca y muchas más enfermedades, pueden ser autoinmunes (lo que significa que su sistema inmune ataca a sus células), o no autoinmunes.
Una enfermedad autoinmune en última instancia resultará en la muerte. 
Las enfermedades no autoinmunes, por lo general, no. 

La fibromialgia no es una enfermedad autoinmune.
Su sistema nervioso y su cerebro reciben mensajes confusos y poco confiables. 
Le dicen a su cuerpo que experimente dolor, cuando no se ha lastimado ni golpeado.
Es como si todos los cables hubieran sido cruzados y nadie sabe cómo volver a cablearlos o evitar que hagan cortocircuitos.
Es muy difícil para la gente entenderlo porque piensan que estar enfermos, es sólo una enfermedad aguda.
Ellos saben que se sentirán completamente horribles por un tiempo, pero al final se pondrán mejor.
No están familiarizados con el término crónico, por lo que no entienden por qué uno no está mejorando.
Ellos saben lo que es parecer enfermo: 
Escalofríos, fiebre, vómitos, recuperación de la cirugía, etc.
No es bonito…
Pero cuando te ven “bien”, realmente no entienden cómo puedes estar enfermo.
Ahí es donde entraría una buena comunicación y empatía.
Creo que el primer paso para educar a la gente es ayudarles a ver la diferencia entre la enfermedad aguda y la crónica.
Esto puede ser un largo camino para lograr establecer una mayor comprensión y una postura más compasiva.
Recuerde, agudo es típicamente repentino y tiene un final. Crónico es de por vida, salvo un milagro…

Leave a Reply

%d bloggers like this: