FIBROMIALGIA, 9 cosas que NO se deben DECIR al que tiene una ENFERMEDAD CRÓNICA II

Una vez más, sólo porque no se ve la enfermedad, no significa que no esté ahí.
Cómo uno se siente, puede no ser visible, pero eso no quiere decir que no esté muy cansado, que termina agotado subiendo unas escaleras, o que no se sienta enfermo del estómago. Incluso una fiebre puede ser “invisible”.
Es totalmente normal que suframos de síntomas que nos impiden hacer lo que hacen los demás, a pesar de que no se pueden mostrar.
La piedad es algo que puede ser parte de comentarios de personas que no son conscientes de lo que su enfermedad es en realidad.
Lo desconocido es algo que podría ser extremadamente peligroso y aterrador. Cuando las personas están tratando de ser agradables y de empatizar con usted, pueden expresar la compasión como una manera de tratar de conectar con usted.
La mayoría de las veces, quienes le rodean no saben cómo hacer frente a su condición de salud y simplemente no saben qué decir.
Seamos honestos: que prefiere oír?, algo así como: “Estoy aquí para ti” o “Podés contar conmigo”, y, en contraposición la gente dice que lo siente, ¿verdad?
A veces la gente sólo quiere ser agradable, por lo que podrían decir cosas que parecen muy bien en su cabeza pero no salen como ellos pensaban.
Si usted tiene una enfermedad crónica, significa que tendrá que vivir con esa enfermedad por el resto de su vida.
Claro, tendrá altibajos y algunos momentos van a ser mejores que los demás, y en algún momento se sentirá mejor, pero la enfermedad siempre va a estar contigo.
A pesar de que muy probablemente deseen ayudar, diciendo que las cosas van a mejorar no es lo correcto.
Vivir con una enfermedad crónica es como estar en una montaña rusa todo el tiempo; no se puede predecir lo que va a ocurrir a continuación.

Todo el mundo tiene una opinión, y todo el mundo conoce a alguien que es amigo de alguien que tiene una determinada enfermedad porque hicieron algo o tomaron algo.
Bueno, no es tan así.
Sólo podría ocurrir que algunas personas, que no están familiarizadas con su estado de salud, puedan pensar que desarrolló su enfermedad debido a algo que usted hizo.
Aunque es cierto que hay ciertos factores de riesgo asociados con casi todas las condiciones de salud, eso no quiere decir que usted jugó ningún papel en su desarrollo.

En un intento de relacionarse, la gente puede compararse con usted.
Por ejemplo, si es un paciente de alguna enfermedad, se puede sentir cansado la mayor parte del tiempo, faltarle el aire y no tener voluntad para salir.
Su amigo, que ha estado teniendo algo de dolor en la espalda baja, puede tratar de relacionarse con usted diciendo que “sabe cómo se siente
Pero no todo el mundo es igual, y la misma condición exacta de salud puede afectar a diferentes personas de maneras muy distintas. Todo el mundo tiene una opinión y todo el mundo conoce a alguien que es amigo de alguien que tiene una determinada enfermedad, y eso puede ser cierto.
Así, mientras que el amigo de un amigo puede sufrir de gripe y tiene unos días muy malos, eso no quiere decir que nos va a pasar exactamente lo mismo que a él/ella le está pasando.
En este momento, vivimos en una cultura llena de ideas locas de la perfección física.
A veces la sociedad quiere que creamos que todos deben tener el cuerpo perfecto: delgado, con la cantidad justa de músculo.
Así que es comprensible que, si se pierde peso, las personas pueden deducir que está bien, sin pensar que la razón de haber perdido peso no era un problema de salud.
Cada condición de salud es una dolencia grave.
La gente tiende a decir que las cosas podrían ser peores, que podríamos tener una enfermedad más grave, pero nadie sabe lo que estamos pasando.
Tener una afección crónica significa que usted tiene que tratar con ella durante el resto de su vida.

Leave a Reply

%d bloggers like this: